Migraña e insomnio comparten el mismo origen

Migraña e insomnio comparten el mismo origen

Un estudio publicado en la revista ‘Science Translational Medicine’, liderado por expertos de la Universidad de California (Estados Unidos), revela que la migraña está muy relacionada con el sueño, por lo tanto, alteraciones en las rutas que regulan el sueño pueden predisponer a las migrañas.

En este sentido, el Síndrome de Sensibilidad Central también relaciona las alteraciones del sueño, la migraña y la hipersensibilidad a la luz o sustancias químicas, con lo que este estudio va en la línea de nuestras investigaciones. No obstante, hacen falta más estudios para llegar a entender estas interrelaciones que ocurren a nivel del Sistema Nervioso Central.

Os dejamos el enlace al artículo original en inglés: ‘Casein Kinase Iδ Mutations in Familial Migraine and Advanced Sleep Phase’.

A continuación, os facilitamos también un resumen del mismo publicado en el periódico La Razón:

Este estudio ha identificado una mutación genética conocida como caseína quinasa I delta (CKIdelta), que se asocia con una forma típica de la migraña y se relaciona con los trastornos del sueño. Los resultados sugieren que estas mutaciones pueden desempeñar un papel en esta enfermedad.

Los científicos estudiarona una sola familia con antecedentes de migraña y observaron que muchos de sus miembros también sufrían el síndrome de adelanto de fase del sueño, provocando que los pacientes caigan habitualmente dormidos en la tarde (de 18:00 a 20:00 horas) y se despierten antes del amanecer.

Por otro lado, estos científicos probaron en ratones si las mutaciones en la caseína quinasa podrían causar migrañas cuando se expresaban en los animales y, efectivamente, los roedores mostraron patrones de actividad cerebral similares a los observados en los pacientes con migraña.

Ratones sensibles a la luz

En concreto, los animales aumentaron las ondas de actividad cerebral conocidas como depresión cortical propagada, que se cree responsable de la migraña con aura -migraña precedida por una distorsión en la visión-. Es más, al igual que los pacientes con este tipo de dolor de cabeza, los animales también eran más sensibles a la luz y el ruido.

“Entender los genes y rutas moleculares implicadas en la migraña puede ayudar a desarrollar tratamientos genéticos individualizados”, concluye Andrew Charles, autor principal del artículo.

 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar